¿Cómo vender viviendas a inversores chinos? Esa es la pregunta que muchos propietarios nos habéis hecho llegar  como abogados en la Costa Blanca, y por eso en este post vamos a tratar de aportar luz sobre este importante tema. Los inversores chinos están mostrando últimamente muchos interés en el sector inmobiliario de nuestro país, en especial del de la provincia de Alicante, y por ello hemos creído conveniente ofrecer en nuestro blog una serie de consejos sobre cómo vender inmuebles a inversores chinos. Todos aquellos propietarios que podéis estar interesados en  el mercado chino, ya que es el de mayor capacidad de inversión exterior del momento. Y si necesitáis alguna información añadida, el equipo de VTO ABOGADOS, está a vuestra entera disposición.

Inversores chinos: características

Los inversores chinos no muestran ningún interés en quedarse a vivir en el inmueble que adquieren, tampoco como vivienda para vacaciones. Su única intención a la hora de adquirir un inmueble es posteriormente comprarlo o venderlo. Tampoco les interesa en lo más mínimo la opción de conseguir el permiso de residencia a cambio de comprar una vivienda de más de 500.000 euros.

El inversor chino en la actualidad está convencido de que en la provincia de Alicante el mercado inmobiliario tiene un amplio margen para su revalorización e invierten a largo plazo con el objetivo de obtener una suculenta materialización de su inversión. No tienen prisas y esperarán lo necesario hasta que la situación sea la indicada

Un primer consejo es armarse de paciencia. Los inversores chinos tardan en tomar una decisión y sopesan con mesura toda la información que tienen a su disposición sobre los inmuebles. Por tanto, nada de precipitaciones a la hora de afrontar una operación inmobiliaria con inversores de China.

También es necesario tener en cuenta el tipo de inmuebles que pueden interesar a los inversores chinos, como viviendas de nueva construcción, ubicadas en zonas céntricas y próximas a colegios internacionales o a núcleos de comunidades chinas. Otro de los aspectos que valoran los inversores de China es que las propiedades estén orientadas hacia el sur.

Esta clase de inversores no muestra ningún tipo de interés en quedarse a vivir en el inmueble que compran, ni siquiera como vivienda de vacaciones. Invierten en la vivienda para alquilar y vender y desechan en todo momento la opción de conseguir el permiso de residencia a cambio de conseguir el permiso de residencia por adquirir una vivienda de más de 500.000 euros.

Asimismo, los inversores chinos tienen muy claro que invierten a largo plazo con el único objetivo de materializar la inversión. No van a tener prisa en volver a vender su propiedad porque están convencidos de que hay mucho margen para la revalorización de las viviendas en este momento en la provincia de Alicante.

Reglas de cordialidad en procesos de venta con inversores chinos

  1. En cuanto a reglas de cordialidad más aconsejables, os recomendamos que les ofrezcáis las tarjetas profesionales con las dos manos como muestra de respeto. Asimismo, leed durante unos segundos las tarjetas que os den para demostrar interés y así ir rompiendo el hielo y ganar su confianza.
  2. A los inversores chinos siempre hay que mirarles a los ojos, es una de las actitudes clave a la hora de mantener una reunión con ellos. Otra de las normas básicas es nunca contradecirles en público. Como consejos añadidos para favorecer la operación, nunca viene mal invitarles a cenar. Y darles una pequeña vuelta por la ciudad, recogerles y llevarles a su hotel siempre suele ser efectivo.
  3. Hay que tener claro que desde el principio exigen transparencia total en las operaciones. Por ejemplo, los detalles sobre la fiscalidad, la rentabilidad prevista y posibles inconvenientes con los inmuebles tienen que estar sobre la mesa desde el primer momento.
  4. Durante el momento de la negociación, debéis esforzaros por generar un ambiente de confianza sin barreras culturales ni excesivos formalismos. Como uno de los trucos, funciona llevar algún atuendo de color rojo, puesto que para ellos es símbolo de buena suerte. Reglas de cordialidad que también funcionan para los inversores chinos y también para la gran mayoría de culturas se basan en conocer algunas palabras en chino como gesto de cordialidad y educación. Son gestos que los inversores chinos seguro que agradecen
  5. Finalmente, es vital ser conscientes de que a los inversores chinos no les gusta regatear, de manera que hay que tener preparado un plan B con un descuento. En el caso de no tener prevista esta alternativa, lo más posible es que la venta no llegue a cerrarse.

 Esperamos que este post os hay sido de interés. Sabed que en este momento una de cuatro ventas de propiedades inmobiliarias se realiza en suelo alicantino. Y los inversores chinos saben que es momento para invertir en la provincia de Alicante. Ahora depende de vosotros.